Foto - Cortesía
Foto - Cortesía

La familia Osbourne ha pasado uno de sus peores años al pasar duras pruebas de salud, incluyendo la COVID-19 y la enfermedad de Parkinson, y es que, ha sido Jack Osburne el que ofreció declaraciones.

Jack habló para la revista People este miércoles, ofreciendo detalles sobre la salud de su famosa familia en la que destaca la enfermedad de Parkinson de su padre, Ozzy Osbourne, diagnosticado en 2003 pero fue anunciado en el mes de enero del año pasado.

En el mes de septiembre, Jack habría hablado con Fox News sobre el diagnóstico de su padre. “Lo está haciendo bien. Quiero decir, estamos de vacaciones en este momento. Está mejorando lenta, pero de forma segura”, dijo en ese momento. Asegurando que la batalla del rockero para afrontar la enfermedad, así como una lesión en el cuello, fueron difíciles de superar.

Leer también: Nuevo proyecto de Lady Gaga en la pantalla grande

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Ozzy Osbourne (@ozzyosbourne)

Agregó además el padecimiento de su madre, Sharon. “El año pasado ha sido realmente duro en muchos niveles, a papá le está yendo bien y mi mamá tuvo una mala racha con el COVID-19”, dice Osbourne a la revista.

Según el medio, el hijo del matrimonio tiene sus propios problemas de salud. En 2012, a sus 26 años, fue diagnosticado con esclerosis múltiple. “Me siento muy bien, ya sabes, no he tenido ningún brote significativo en mucho tiempo. Hago ejercicios, un montón de jiujitsu. Estoy genial”, comenta para el portal.

En el mes de marzo se estrenará por A&E un especial de dos horas sobre la vida del legendario músico, un documental titulado Las nueve vidas de Ozzy Osbourne, que incluirá momentos desde su infancia en la pobreza hasta el reality show de MTV.

No olvides suscribirte a nuestro canal de Telegram, unirte al grupo de WhatsApp, además de seguirnos en InstagramTwitter y YouTube.

Facebook Comments