Sin temor a represalias, la ex Miss Mundo 2005 Susan Carrizo reveló con estupor el malestar que vivió durante su paso por el Miss Venezuela. La morenaza contó en un Live realizado con el cirujano plástico Gabriel Obayi un impasse que tuvo con el fallecido Joaquín Riviera.

“¿Quién no va a querer bailar tambor en un Miss Venezuela?”, dijo la mujer. Tras al desfile en traje de baño, “me dice Joaquín -que donde quiera que lo haya puesto no sé si Dios o el de abajo-, y digo esto no porque quiera hablar mal de nadie, pero él no me dijo nada agradable esa noche. De hecho, me insultó. Una vez que nos vamos a comerciales me agarra del brazo y me dice, por qué hiciste eso me dañaste el show. ¡Y me llamó prostituta! Me quedé fría, congelada”, contó Miss Costa Oriental 2005.

Lee también: Actor de Bad Boys y Los Sopranos sufre graves lesiones tras ser atropellado

El hecho ocurrió justo después de que la espigada chica, de un metro 76 centímetros de estatura y medidas 90 60 90, saliera a la pasarela bailando en lugar de desfilando. Carrizo se justifica deciendo que decidió dejarse llevar por el ritmo de la agrupación en tarima, Tambor Urbano.

Aunque del hecho pasaron ya 15 años, el malestar de Riviera y la humillación que le hizo pasar delante de todo el mundo fue tal que la espinita hacia el productor general del espectáculo tenía que sacársela.

Facebook Comments