Al realizar un balance histórico en cuanto al género de las telenovelas en Venezuela, Raúl Amundaray es el primer nombre que figura en las referencias bibliográficas con más de 50 años de carrera artística pero, sobre todo, es el primero en llegar a nuestra mente y remover los más emocionantes recuerdos. Y es que sus habilidades histriónicas por naturaleza y su legado artístico, están más vigentes que nunca.

Su primera telenovela tiene como fecha el año 1961. Sin embargo, fue en 1965 cuando apareció Albertico Limonta, un noble médico que encarnó en El derecho de nacer, personaje que catapultó su carrera para siempre. A partir de allí, se creó un trampolín directo a la fama y el reconocimiento.

Amundaray fue el actor que representó el arquetipo del galán clásico de las telenovelas nacionales. No obstante, ya en un rango de primer actor, continúo trabajando en un sinnúmero de dramáticos.

Es importante precisar que, un año antes, ya había participado en Historia de tres hermanas, donde hacía pareja de Eva Moreno, la actriz más reconocida de la televisión en ese momento.

En 1970 el venezolano participó en Cristal, pero fue en 1989 cuando se transmitió en España y se convirtió en la número 1. Aunque entró como actor invitado, su personaje cobró tanta fuerza que al notificar a la producción que ya no podía continuar, decidieron terminar la novela.

Posteriormente, en el año 1971, RCTV produjo La usurpadora. Allí compartió créditos con Marina Baura, a quien consideró una mujer y una actriz excepcional. Además, les acompañaron Bárbara Teyde, María Teresa Acosta, Jorge Palacios, América Barrios 
y Agustín Martín, entre otros.

Durante 1990, volvió a la pantalla chica junto a Marina Baura con la telenovela Emperatriz, otro de los tantos dramáticos con los que el galán tuvo oportunidad de proyectar su carrera. Compartiría libretos también con Doris Wells, Lupita Ferrer, Lila Morillo y Pierina España.

Su último personaje recordado en TV sería José Martínez “Don Pipo”, que en sus propias palabras, fue el abuelo bueno y simpático, que se paseaba entre la comicidad y el drama de “¿Vieja Yo?“, telenovela escrita por Mónica Montañés y transmitida por Venevisión, en la que compartió con figuras como Sonia Villamizar y Caridad Canelón, además de un amplio elenco que hoy le recuerda como un “Caballero andante”.

Facebook Comments