La distancia que tomó el actor Val Kilmer de los medios tras sufrir cáncer de garganta muestra hoy a un persona diferente. Hasta el momento, y tras el lanzamiento de su libro, apenas había aparecido en televisión.

La mañana de este martes 21 de abril el astro de Hollywood compartió detalles de su salud, con gran dificultad al hablar, producto de la traqueotomía que le hicieran hace unos años y cuyos resultados pocos conocían.

Y es que el actor de 60 años estuvo de invitado en Good Morning America para darle impulso a sus memorias: I’m Your Huckleberry.

La entrevista mostró a un Kilmer drásticamente diferente. Su voz ya no es la misma y para hablar debe llevarse la mano al cuello. Es una de las secuelas que dejó la intervención médica en la que le insertaron un tubo de respiración en la parte frontal del cuello para ayudarle a respirar.

Lee también: Lo dijo Coquito: habrá reencuentro de Contesta por Tío Simón

“Me siento mucho mejor de lo que me veo. De hecho, me siento maravilloso”, dijo. “Me diagnosticaron cáncer de garganta que se curó muy rápidamente. Esta es una traqueotomía para ayudarme a respirar porque mis glándulas en la garganta también se hincharon”.

De su vieja, también habló, diciendo que recordaba tener una “y que no me reí como un pirata”.

Sus memorias incluyen importantes revelaciones con actrices como: Angelina Jolie, Cindy Crawford y Cher.

Durante la entrevista en TV soltó que regresará al cine en la secuela de Top Gun: Maverick, donde repetirá su papel de Tom “Iceman” Kazansky, que presentó en la película de 1986.

Facebook Comments