Una pasión se persigue hasta el final, luego se sigue reforzando día a día hasta convertirla en un estilo de vida. Este es el caso de Johann Morales, un músico de increíble talento que ha trabajado con los mejores cosechando un éxito sin límites.   

En sus dieciocho años de carrera profesional, el talento de Johann ha sido bien recompensado, no solamente por la valorización que el público que la a la música hecha por él, sino por premiaciones y reconocimientos en la materia que lo posicionan como el mejor.

Tal es el caso de sus dos nominaciones al Grammy en el 2014, una en la categoría de Mejor canción tropical por la composición y producción del tema Te doy mi voz para Ronald Borjas y la segunda en Mejor álbum tropical contemporáneo por su trabajo con Jorge Luis Chacín.

Ese mismo año también recibió su primer Mara de Oro en la categoría Mejor compositor de proyección internacional, lo que le llevó a recibir la segunda placa en el 2015 como “músico polifacético”, en vista de su dominio a varios instrumentos y su capacidad para componer, producir, arreglar y dirigir música.

Leer también:J Balvin no le mete al inglés

A esta lista de reconocimientos también se une las ocho veces que ha llegado al record report con composiciones propias. Y durante el tiempo que estuvo trabajando con el grupo Bacanos también fue premiado dos veces con la orquídea de oro y una vez con la de platino, llegando a demostrar así que todo lo que pasa por sus manos de artista está destinado al éxito.

Comentarios